Tag Archives: Cuento infantil y juvenil

Cuento: ¿Cual eres tú? Mundo de niños

ilustración,niños,niña,adolescentes,cocina,cuento,Mundo de niños,Hola

Bienvenidos

a Mundo de niños.

El cuento que  hoy te cuento,

no es un cuento por que yo  lo cuento,

Solo es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

¿Cual eres tú?

Una hija se quejaba con su padre acerca de su vida y de cómo las cosas le resultaban tan difíciles. No sabía como hacer para seguir adelante y creía que se daría por vencida. Estaba cansada de luchar. Parecía que cuando solucionaba un problema, aparecía otro.

 Su padre, un chef de cocina, la llevó a su lugar de trabajo.

 Allí llenó tres ollas con agua y las colocó sobre el fuego.

 En una colocó zanahorias, en otra colocó huevos y en la última colocó granos de café. Las dejó hervir. Sin decir palabra.

 La hija esperó impacientemente, preguntándose qué estaría haciendo su padre.

 A los veinte minutos el padre apagó el fuego. Sacó las zanahorias y las colocó en un tazón. Sacó los huevos y los colocó en otro plato. Finalmente, coló el café y lo puso en un tercer recipiente.

 Mirando a su hija le dijo:

- “Querida, ¿qué ves?”

 – “Zanahorias, huevos y café”, fue su respuesta.

 La hizo acercarse y le pidió que tocara las zanahorias, ella lo hizo y notó que estaban blandas. Luego le pidió que tomara un huevo y lo rompiera. Luego de sacarle la cáscara, observó el huevo duro. Luego le pidió que probara el café. Ella sonrió mientras disfrutaba de su rico aroma.

 Humildemente la hija preguntó:

 – “¿Qué significa esto, padre?”

 Él le explicó que los tres elementos habían enfrentado la misma adversidad: agua hirviendo, pero habían reaccionado en forma diferente.

 La zanahoria llegó al agua fuerte, dura; pero después de pasar por el agua hirviendo se había puesto débil, fácil de deshacer.

 El huevo había llegado al agua frágil, su cáscara fina protegía su interior líquido; pero después de estar en agua hirviendo, su interior se había endurecido.

 Los granos de café, sin embargo eran únicos: después de estar en agua hirviendo, habían cambiado el agua.

 – “¿Cuál eres tú, hija?. Cuando la adversidad llama a tu puerta, ¿cómo respondes?”, le preguntó a su hija.

 – “¿Eres una zanahoria que parece fuerte pero cuando la adversidad y el dolor te tocan, te vuelves débil y pierdes tu fortaleza?”

 – “¿Eres un huevo, que comienza con un corazón maleable, poseías un espíritu fluido, pero después de la muerte de la abuelita, el divorcio entre tu madre y yo, o problemas en los estudios y el perder a ese chico del que estabas enamorada te ha vuelto dura y rígida? Por fuera te ves igual, pero… ¿estas amargada y áspera, con un espíritu y un corazón endurecido?”

 – “¿O eres como un grano de café? El café cambia al agua hirviendo, el elemento que le causa dolor. Cuando el agua llega al punto de ebullición el café alcanza su mejor sabor.”

 – “Si eres como el grano de café, cuando las cosas se ponen peor, tú reaccionas en forma positiva, sin dejarte vencer, y haces que las cosas a tu alrededor mejoren… Que ante la adversidad exista siempre una luz que ilumina tu camino y el de la gente que te rodea. Esparces con tu fuerza y positivismo el dulce aroma del café”.

 

 

 

 

 

Cuento: Nadie se lo dijo.

Ilustración,infantil,juvenil,cuento,Mundo de niños

 

Hola

Bienvenidos

a Mundo de niños.

El cuento que  hoy te cuento,

no es un cuento por que yo  lo cuento,

Solo es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

Nadie se lo dijo

Había una vez dos niños que patinaban sobre una laguna helada. Era una tarde nublada y fría, pero los niños jugaban sin preocupación. De pronto, el hielo se reventó y uno de los niños cayó al agua, quedando atrapado. El otro niño, viendo que su amigo se ahogaba bajo el hielo, tomó una piedra y empezó a golpear con todas sus fuerzas hasta que logró romper la helada capa, agarró a su amigo y lo salvó.

 Cuando llegaron los bomberos y vieron lo que había sucedido, se preguntaban cómo lo hizo, pues el hielo era muy grueso.

 – “Es imposible que lo haya podido romper con esa piedra y sus manos tan pequeñas”, afirmaban.

 En ese instante apareció un anciano y dijo:

 – “Yo sé cómo lo hizo”.

 – “¿Cómo?”

 – “No había nadie a su alrededor para decirle que no podía hacerlo”.

Este cuento nos habla de como nuestras propias creencias son las que nos limitan. Si toda la vida te han estado diciendo que algo es imposible  al final acabas creyéndolo y ni se te ocurre intentarlo. 

Cuento: La pelea de lobos. Mundo de niños

Ilustración,infantil,juvenil,india,cuento,Mundo de niños,

Hola

Bienvenidos

a Mundo de niños.

El cuento que  hoy te cuento,

no es un cuento por que yo  lo cuento,

Solo es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

La pelea de lobos


El jefe de una tribu estaba manteniendo una charla con sus nietos acerca de la vida, cuando les dijo:

 – “¡Una gran pelea está ocurriendo dentro de mí!… ¡es entre dos lobos!”

 – “Uno de los lobos es maldad, temor, ira, envidia, dolor, rencor, avaricia, arrogancia, culpa, resentimiento, inferioridad, mentiras, orgullo, egolatría, competencia y superioridad.”

 – “El otro es bondad, alegría, paz, amor, esperanza, serenidad, humildad, dulzura, generosidad, benevolencia, amistad, empatía, verdad, compasión y fé.”

 – “Esta misma pelea está ocurriendo dentro de ustedes y dentro de todos los seres de la tierra.”

 Lo pensaron por un minuto, y uno de los niños le preguntó a su abuelo:

 – “¿Y cuál de los lobos crees que ganará?”

 El anciano jefe respondió, simplemente…

 – “El que alimentes.”

 

Cuento: El ladrón de sueños. cuento para niños y adolescentes. Mundo de niños

cuento,ilustración,niños,adolescentes,El ladrón de sueños,

 

Hola

Bienvenidos

a Mundo de niños.

El cuento que  hoy te cuento,

no es un cuento por que yo  lo cuento,

Solo es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

                    
El ladrón de sueños

Ante un grupo de niños un hombre narró la siguiente historia:

Había una vez un muchacho quien era hijo de un entrenador de caballos. El padre del muchacho era pobre y contaba con apenas unos pocos recursos para mantener a su familia y mandar al muchacho a la escuela. Una mañana en la escuela, estando el muchacho en la clase, el profesor le pidió a los alumnos que escribieran la meta que quisieran alcanzar para cuando fueran adultos.

El joven escribió una composición de siete páginas esa noche en la que describía su meta. Escribió su sueño con mucho detalle y hasta dibujó un plano de todo el proyecto:

el rancho, las pesebreras, la ganadería, el terreno y la casa en la que quería vivir; en fin, puso todo su corazón en el proyecto y al día siguiente lo entregó al profesor.

Dos días más tarde, recibió de vuelta su trabajo reprobado, y con una nota que decía:”venga a verme después de clases”. El chico del sueño fue a ver a su profesor y le preguntó ¿por qué me reprobó? El profesor le dijo:”es un sueño poco realista para un chico como tú. No tienes recursos; vienes de una familia pobre. Para tener lo que quieres hacen falta muchas cosas y además mucho dinero.

Tienes que comprar el terreno, pagar por la cría original y después tendrás muchos gastos de mantenimiento. No podrías hacerlo de ninguna manera. A continuación el profesor agregó: si vuelves a hacer el trabajo con objetivos más realistas, reconsideraré tu nota”.

El chico volvió a su casa y pensó mucho. También le preguntó a su padre qué debía hacer. Éste le respondió:” mira hijo, tienes que decidir por ti mismo; de todos modos, creo que es una decisión importante para ti, ¿cierto?”

Finalmente después de reflexionar durante una semana, el chico entregó el mismo trabajo, sin hacer cambio alguno.

Le dijo al profesor:”usted puede quedarse con mi mala nota, yo me quedaré con mi sueño”.

Al concluir el hombre miró a los niños y les dijo:”les cuento esta historia porque es mi historia. Aquí estamos en medio de la casa de mis sueños, dentro del rancho que me propuse conseguir por que esa era la meta de mi vida. Aún conservo aquella tarea del colegio enmarcada sobre la chimenea”.

Luego agregó: “lo mejor de la historia es que hace dos años, ese mismo profesor trajo a treinta chicos a visitar mi rancho”. Y al irse el profesor me dijo: “mira, ahora puedo decírtelo. Cuando era tu profesor, era una especie de ladrón de sueños. Durante esos años, le robé un montón de sueños a los niños. Por suerte tuviste la suficiente fortaleza para no abandonar el tuyo’.”

No dejemos que nadie nos robe nuestros sueños, ni tampoco le robemos a otros los suyos.

Autor desconocido

Cuento de amistad. Autor Paulo Coelho.

Hola

Bienvenidos

a Mundo de niños.

El cuento que  hoy te cuento,

no es un cuento por que yo  lo cuento,

Solo es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

……………

Hoy en  mi sección de cuetos  os dejo un cuento precioso que nos habla sobre la verdadera amistad

Cuento de amistad. del escritor Pabulo Coelho.

 

Cuento de amistad. del escritor Paulo Coelho.

Un cuento que nos habla sobre la verdadera amistad.

Ilustración,cuento,Mundo de niños,http://mundodeninos.es,niños,niñas,adolescentes,crecimiento personal,

Un hombre, su caballo y su perro iban por una carretera.

Cuando pasaban cerca de un árbol enorme cayó un rayo y los tres murieron fulminados. Pero el hombre no se dio cuenta de que ya había abandonado este mundo, y prosiguió su camino con sus dos animales (a veces los muertos tardan un cierto tiempo antes de ser conscientes de su nueva condición).

La carretera era muy larga y colina arriba. El sol era muy intenso, y ellos estaban sudados y sedientos. En una curva del camino vieron un magnifico portal de mármol, que conducía a una plaza pavimentada con adoquines de oro.

El caminante se dirigió al hombre que custodiaba la entrada y entabló con él, el siguiente diálogo:

- Buenos días.
- Buenos días – Respondió el guardián.
- ¿Cómo se llama este lugar tan bonito?
- Esto es el Cielo. 
- ¡Qué bien que hayamos llegado al Cielo, porque estamos sedientos!
- Usted puede entrar y beber tanta agua como quiera.

Y el guardián señaló la fuente.

- Pero mi caballo y mi perro también tienen sed…
- Lo siento mucho – Dijo el guardián- pero aquí no se permite la entrada a los animales.

El hombre se levantó con gran disgusto, puesto que tenía muchísima sed, pero no pensaba beber solo. Dio las gracias al guardián y siguió adelante. Después de caminar un buen rato cuesta arriba, ya exhaustos los tres, llegaron a otro sitio, cuya entrada estaba marcada por una puerta vieja que daba a un camino de tierra rodeado de árboles. A la sombra de uno de los árboles había un hombre echado, con la cabeza cubierta por un sombrero. Posiblemente dormía.

- Buenos días – dijo el caminante.
- El hombre respondió con un gesto de la cabeza.
- Tenemos mucha sed, mi caballo, mi perro y yo
- Hay una fuente entre aquellas rocas – dijo el hombre, indicando 
el lugar. Podéis beber toda el agua como queráis.
- El hombre, el caballo y el perro fueron a la fuente y calmaron 
su sed.

El caminante volvió atrás para dar las gracias al hombre.

- Podéis volver siempre que queráis – Le respondió éste.
- A propósito ¿Cómo se llama este lugar?- preguntó el hombre.
- EL CIELO. 
- ¿El Cielo?
- ¿Sí?
- Pero si el guardián del portal de mármol me ha dicho que aquello 
era el Cielo!.
- Aquello no era el Cielo. Era el Infierno – contestó el guardián.

El caminante quedó perplejo.
- ¡Deberíais prohibir que utilicen vuestro nombre! ¡Esta información falsa debe provocar grandes confusiones! – advirtió el hombre.

- ¡De ninguna manera!-increpó el hombre – En realidad, nos hacen un gran favor, porque allí se quedan todos los que son capaces de abandonar sus mejores amigos.

————————————————————————————————————————

Y colorín colorado este cuento se ha acabado.

La amistad es un precioso tesoro que hay que cuidar y conservar.

 

Cuento: Donde habita el miedo

ilustración,cuento,mundo de niños,

El amor vence al miedo

Hola

   Bienvenidos

a Mundo de niños

El cuento que  hoy te cuento

no es un cuento por que yo lo cuento,

es un cuento, si despierta en ti algún sentimiento.

 

Este es un cuento de miedo, pero no de ese miedo normal que nos pone alerta ante un peligro y nos hace actuar de forma prudente, si so de ese otro miedo que solo vive en nuestra imaginación y que a veces no nos permite hacer cosas  normales  sin ningún peligro como por ejemplo: El miedo al ridículo, el miedo a la oscuridad, el miedo a los ascensores etc.  

Donde habita el miedo

Al final de mis vacaciones, a mediados de Septiembre, tras haberme pasado un maravilloso período de casi tres meses en la playa con mis padres y mi hermana, el verano se me estaba haciendo  interminable. Aquel día estaba especialmente harta por el molesto calor  y  por  lo sola que empezaba a sentirme, tras haberse ido ya todos los amigos del vecindario a sus respectivas ciudades.

Un sol intenso lo teñía todo con su luz cegadora y el bochorno de media tarde, que se colaba por cada rendija de la habitación, parecía proceder del mismísimo infierno. En la televisión sólo hacían  horribles programas de cotilleo y ya  había leído todos mis libros preferidos. Por supuesto, allí no había ninguna posibilidad de conectarse a Internet  y me sentía muy aburrida. Continue reading

Cuento: Atrévete a imaginar

El cuento que  hoy te cuento

no es un cuento por que yo lo cuento,

es un cuento si despierta en ti algún sentimiento.

Este cuento que os voy a narrar esta basado en otro que leí hace tiempo en el libro de Carlos González “23 maestros de corazón” que os recomiendo a todos. Lo podéis descargar de forma gratuita en Internet.

Atrévete a imaginar

  Si en el mundo mágico de los cuentos  todo puede suceder…

  quizá en la realidad también pueda ser,

  pues si lo puedes imaginar, lo puedes hacer.

Allí viven los Ulus, unos pequeños seres azules delicados y peludos que mientras son cachorros se dedican a comer y juguetear por los maravillosos   prados de su mundo, pero al acercarse el momento de su tercer cumpleaños les sucede algo muy extraño, se apodera de ellos un sueño irresistible y se construyen una especie de nido, en el que duermen muchos meses.

Durante su largo sueño sufren una hermosa transformación una metamorfosis y se convertirán en bonitos seres voladores de alas iridiscentes y luminosos cual luciérnagas. Continue reading