Visualización para superar la depresión en niños y adolescentes

Visualización el río,ilustración,niños,adolescentes,niñas,relajan,Mundo de niños

Hola bienvenidos a Mundo de niños.

Hoy en la sección mundo misterioso te voy hablar sobre la depresión y de   como la visualización creativa puede ayudarte a superarla. 

La visualización puede sernos muy útil cuando estamos deprimidos pues nos ayuda a obtener un mayor control sobre nuestras emociones y también sobre nuestro cuerpo, logrando establecer los cambios deseados en la conducta.


Mas información sobre la Visualización creativa.

La visualización consiste en relajarse e imaginar situaciones placenteras de la forma más real posible, incluyendo detalles, olores, sabores, etc y sobre todo sentirlas como si fueran reales.

Visualización para superar la depresión.

Siéntate recta o acuéstate cómodamente.



Cierra los ojos.



Respira profundo.



Siente como una ola de ralajacion recorre todo tu cuerpo desde la cabeza hasta los pies.

Al tomar aire te llenas de paz te llenas de amor.

y al soltarlo expulsas con el todos tus miedos y tus dudas.

Continua haciendo esto durante unos momentos.

Ahora estas muy tranquilo y relajado

Imagínate que estas caminando por un sendero en el bosque.

Imagínate el aroma, los colores, las texturas, haz la imaginación real. Identifica como te sientes. Es importante identificar tus sentimientos.

Luego el sendero se abre y encuentras un rió de agua termal y una cascada, la arena es fina y deliciosa para caminar sobre ella. La brisa es agradable, todo en este lugar es perfecto y bello. 

Te acercas al rió y poco a poco entras en él. Te limpias cuidadosamente con las aguas templadas,

Deja que el agua disuelva el dolor, la tristeza y la apatía, la preocupación y los problemas.

Deja que la suave corriente se los lleve lejos muy lejos.

Siéntete en paz tranquilo y relajado y deja que las aguas de este río mágico te llenen de amor de paz disfruta de esta experiencia.

Tu te mereces lo mejor

Repite conmigo

Ahora  me deshago de cualquier pensamiento negativo y me olvido de todos mis miedos .

 Si quieres puedes ir a la cascada y llenarte con su energía con su fuerza y vigor, disfruta de  sus estimulantes aguas.

Ahora puedes crear nuevos pensamientos sobre ti.

YO Siento la fortaleza y el  coraje en mi interior y mi corazón está repleto confianza.

YO Irradio paz, calma y optimismo.

YO Soy decidido en mente y acción.

YO Confío en mi éxito final.

YO Tengo fe en mi mismo.

YO Poseo energía y vitalidad para realizar lo que me propongo

YO Me siento despierto y fresco.

YO Puedo hacerlo, lo haré y lo hago.

YO Encuentro la seguridad en mi interior.

YO Tengo la mente clara y tranquila.

YO Encuentro la paz dentro de mi

YO Tengo confianza en todo lo que hago.

YO Dejo el pasado y avanzo hacia lo nuevo.

YO Dejo partir mis viejos pensamientos.

YO Soy quien maneja mis emociones.

YO Tengo mi interés puesto en el presente.

YO Me libero de mis dudas de mis miedos

YO Merezco lo mejor de la vida.

 Tu nueva forma de pensar atrae hacia mi toda la serenidad y confianza que necesito.

El Universo está dispuesto a hacer realidad mis nuevas creencias y yo acepto la fuerza la sabiduría y la confianza que el me da con alegría y gratitud.

 Porque me lo merezco, lo acepto y sé que es verdad.

Así Es. Gracias Amado Universo.

Cuando sales estas seco y radiante y lleno de energía. 


 Ahora prepárate para abandonar el ejercicio….conservando todos los beneficios conscientes o inconsciente que te aporta……contamos lentamente 1 ….. 2 ….. 3…… abre y cierra las manos lentamente, tomando conciencia de las pequeñas articulaciones de los dedos…….toma aire con mas intensidad…..realizando una respiración profunda ……. y abre los ojos….conservando el estado de calma y confianza que has logrado con el presente ejercicio de relajación.

Debes hacer este ejercicio todos los días durante un mes o mientras continúes sintiéndote deprimido.

¿Que es la depresión?

La depresión es un trastorno que puede presentarse en la adolescencia y que dificulta la capacidad del joven para seguir con su rutina diaria y quiebra los cimientos de su relación con familiares y amigos. Por ello, es importante que los padres de chicos adolescentes estén atentos y puedan detectar signos de un posible estado depresivo en sus hijos. Sin embargo, éstos pueden resultar difíciles de diferenciar de los habituales altibajos anímicos, presentes y normales en dicha etapa evolutiva.

¿Cuáles son los signos de alerta?



Existen una variedad de indicios que pueden observarse en la conducta de los adolescentes y que podrían estar indicando la presencia de un trastorno depresivo. No obstante, muchos de estos comportamientos pueden ser perfectamente normales a dicha edad, sobre todo si se presentan de forma aislada y no prolongada en el tiempo. Por ello, ante la existencia de sospechas, siempre resultará necesario consultar con un profesional de la psicología que evalúe el caso en concreto. Algunos de estos signos a tener en cuenta son:

            Sentimientos de tristeza, lamentos y llanto frecuente, sin motivo aparente.
 

Escribir, leer o escuchar música sobre temas tristes y melancólicos, sobre la falta de sentido de la vida o con un enfoque pesimista y desesperado.
 

 Falta de higiene y descuido en el aspecto físico.
 

Baja energía, aburrimiento y apatía generalizada. Puede mostrar una actitud desanimada y negativa, sin ilusión ni motivación por la realidad que está viviendo. 
 

Dejar de realizar actividades físicas, sociales o culturales o limitar las que antes le resultaban agradables o eran de su interés. 
 

Aislamiento social, que les lleva a dejar de pasar tiempo con amistades y familia, y que va acompañado generalmente de una percepción de que los demás no le prestan la suficiente atención ni le comprenden. 
 

 Dificultad para tomar decisiones y afrontar situaciones adversas. 
 

Baja autoestima: suelen presentar sentimientos de culpabilidad, junto a una elevada autocrítica y una pobre autoestima. Un adolescente depresivo puede sentirse fracasado, incapacitado y culpable de circunstancias vitales negativas por las que está pasando en ese momento. 
 

Presencia de determinados síntomas físicos, como mareos o vómitos, y frecuentes dolores, principalmente de cabeza o barriga.

Cambios en los estudios, el sueño y la alimentación

. En el entorno educativo puede aparecer una bajada significativa del rendimiento académico, con dificultades para la concentración y la atención en clase. En este caso, es frecuente mostrar desinterés ante los estudios y no asistir de forma regular al centro educativo, junto a una actitud que puede ser conflictiva con profesores y compañeros.

Además, suelen producirse cambios significativos en los patrones del sueño y la alimentación. En cuanto a los primeros, las manifestaciones pueden consistir en acostarse muy tarde, tener dificultades para conciliar el sueño por la noche y para levantarse por las mañanas, padecer inquietud con frecuentes despertares, tener somnolencia durante todo el día, etc. A nivel alimentario, pueden aparecer determinados comportamientos relacionados con una pérdida significativa del apetito o una ingesta compulsiva de comida.

Asimismo, muestran tendencia al abuso  de alcohol o drogas como forma de evasión del estado de ánimo depresivo y en búsqueda de un alivio momentáneo de su situación.

Leave a Reply